Artistas entrerrianos

Pinceladas entrerrianas V

El artista plástico oriundo de Gualeguay, Roberto González es a quien nos dedicaremos en esta ocasión, continuando con la serie de «Artistas plásticos de la provincia».
Video Roberto González
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar
Descargar

Dibujante y pintor, nace en Gualeguay, provincia de Entre Ríos, en 1930 y muere en Buenos Aires, en 1998.
Estudió con Emilio Pettoruti y Cecilia Marcovich y luego recibió la orientación de su paisano Cesáreo Bernaldo de Quirós.
Expuso con asiduidad en Buenos Aires y en el interior del país.

Fue becado por el Fondo Nacional de las Artes y viajó a Europa, exponiendo sus obras en París. En 1978 ilustra para la editorial Cátedra un “Martín Fierro” con nota preliminar de Ernesto Sábato.
El licenciado Romani, Secretario de Cultura de la provincia de Entre Ríos, con motivo de su homenaje destacó : “El querido Cachete González trascendió los límites de la provincia e inclusive de la patria grande, mereciendo el elogio de sus compañeros de ruta como dibujante y pintor, después de haber gestado más de 7.000 trabajos y recibir premios de relevancia como el obtenido en el Salón Litoral, el Gran Premio de Honor Calderón de la Barca y el Primer Premio del Salón de Mar del Plata en 1950”.

Sobre la personalidad del artista plástico que representó a la República Argentina en la Muestra Juventud del Mundo en el Museo de Arte Moderno de París en 1963, el funcionario provincial recordó que “nunca perdió su humildad y siguió los consejos de aquel gran maestro de generaciones que fue Roberto Epele quien lo recibió en el Hogar Escuela San Juan Bosco de su ciudad natal y le trasmitió el amor por el arte, acercándole herramientas luminosas para su crecimiento intelectual”.

También, señaló: “Debemos repetir conceptos que compartió con todos los argentinos Pagés Larraga a poco de la aparición del Martín Fierro de José Hernández, ilustrado por el destacado dibujante entrerriano, oportunidad en que refiriéndose a las particularidades de la obra señala que no se trata de reimprimir una vez más el libro que aparece constantemente en todas las lenguas, sino de lograr con el estímulo de las imágenes de Roberto González que los signos lingüísticos y musicales extremen y sutilicen su riqueza semántica”.
Finalmente, el subsecretario de Cultura afirmó que “después de estudiar con Juan Carlos Castagnino y Emilio Pettoruti logró acrecentar sus conocimientos y definir un estilo creador con marcada personalidad, transformándose a través del expresionismo de su obra en un cabal representante de la cultura nacional, por lo cual debemos recordarlo con gratitud y orgullo, mientras su legado sigue influyendo en artistas nacionales de varias generaciones”.

"... Me entra una desazón tremenda pensar que mi pintura pueda no servir para nada y quisiera que gravitara de manera efectiva en el destino humano, en momentos tan críticos como los que estamos viviendo..."
Por su parte, el artista y profesor Pedro L. Baliña escribió un Elegía en homenaje al gran dibujante entrerriano Roberto "Cachete" González al enterarse de su muerte.

En oportunidad de presentar la misma, expresó: Roberto integraba esa camada de maravillosos dibujantes que también integraban Carlos Alonso y Julio Martínez Howard herederos de Lino Enea Spilimbergo, de Lajos Szalay, de Ramón Gómez Cornet.
Quien haya conocido bien a Roberto, a su obra y trayectoria, podrá entender el significado de cada una las cosas que puse en mi Elegía.
Son todas alusiones más o menos directas a su vida, su arte, a su oficio de gran dibujante, a los personajes de sus obras, a sus creencias, a su modo de pasar por la vida.

El loco, Chaplin y el gato que menciono en mi Elegía son una alusión directa a las series de pinturas "de los Locos", "de Carlitos Chaplin" y "de los Gatos" que González expuso en Art Gallery International, la galería de Víctor Najmías, en Florida al 600, en las décadas de los 60 y 70. Roberto González había ganado el prestigioso premio María Calderón de la Barca en los 60.
El Premio de Pintura "María Calderón de la Barca", que otorga la Academia Nacional de Bellas Artes, es uno de los reconocimientos artísticos de mayor jerarquía de la Argentina. Fue instituido por Carlos Alberto Saráchaga en 1964. Su entrega fue suspendida a la muerte de Saráchaga, en 1973, y se retomó en 1988.

Desde entonces, fue otorgado sin interrupción cada dos años por la Fundación María Calderón de la Barca. Entre otros grandes artistas, lo han recibido Jorge Larco, Roberto González, Teresio Fara, Guillermo Roux, Leopoldo Presas, Eduardo Mac Entyre, Miguel Ocampo, Carlos Alonso, Víctor Chab, Eduardo Faradje y Juan Doffo.
El premio se adjudica a quien, a juicio del jurado, sea el pintor argentino que haya expuesto la mejor obra en el bienio anterior al año de entrega.

Presté para la exposición de homenaje a Roberto González en la Galería de Arte del Dock del Plata un interesante dibujo que Roberto hizo en muy pocos minutos y que me dedicó el día que lo conocí en 1965. Yo era chico, ese dibujo me encantó y lo guardé muy bien desde entonces. Sentí que indudablemente estaba ante un eximio y sensible dibujante

Elegía

Elegía su propia elegía,
su pavana, su oda, su manifiesto.
Delineaba su obituario.
Escribía su propio epitafio.
Es más…
vivo aún, entonó su propio requiem.
Acompañado por el viento y por el mar,
cantaba a todo lo recibido.
Como les cantó también
a todas las generosidades salmantinas.
Después sobrevino el silencio.
Un loco, Chaplin y un gato,
elegidos también,
vinieron por él.
Haciendo rondas
y vueltas espiraladas,
dibujos únicos,
lo llevaron al encuentro de la Belleza.

Pedro L. Baliña
Febrero 1998

Valorar recurso:
Resultado:
(0 votos)

Escribir un comentario:

Caracteres disponibles

Comunidad