Lanzan Antología Federal en el Pabellón Argentino

El ministro de Educación Alberto Sileoni anunció el lanzamiento de una colección de libros de literatura argentina que será distribuída en las escuelas desde el nivel inicial hasta secundario, y dijo que “vamos a editar cuatro millones de ejemp

En la primera mesa redonda que tuvo lugar esta mañana en el Pabellón argentino, Sileoni acompañado por Margarita Eggers Lan y los escritores Jorge Accame y Mempo Giardinelli, presentó la antología “Cuentos al Sur del mundo”.
La antología divide al país en cinco regiones, “para ordenar las voces múltiples del territorio argentino, por medio de la narrativa, en una edición bilingue con traducción de los cuentos al inglés”, explicó Eggers Lan.
Mirando alrededor del auditorio recién estrenado, Sileoni aludió al envolvente mural creado por REP donde se recortan personajes literarios que abarcan una historia de 200 años para resaltar: “Uno encuentra un pasado hecho generosamente por otros, luego tiene la responsabilidad de continuar esa construcción de la historia. Y una herramienta para esto es la educación”.
“En este pabellón hay una fuerte presencia de la memoria -apuntó-, durante la dictadura se prohibieron libros y en una famosa quema que se realizó en Córdoba alguien dijo que los libros envenenaban el alma argentina: nosotros creemos que la desata”.
“El Estado argentino ha hecho un gran esfuerzo por promocionar la educación”, señaló el ministro al recordar la constitución del Consejo Nacional de Lectura, entre otras iniciativas.
Sileoni sostuvo que las netbooks -el Ministerio está distribuyendo tres millones- son necesarias, “pero no sustituyen a los libros, ni a la magia del docente frente al curso”.
Y afirmó que el trabajo del Estado está puesto en que “sean los propios padres los que compren libros a sus hijos, aunque por el momento saquemos esta antología que será repartida en el 2011”.
Accame, en su alocución, fue desgranando algunas ideas sobre el sur, como lugar geográfico y creativo, y reforzó el concepto principal de la antología: “darnos lugar en la diversidad, en ese gran libro que es el mundo”.
En el trayecto recorrido por los antólogos hubo que sortear dificultades como las planteadas por el propio idioma, descubrir la identidad de palabras de las lenguas originarias, como `sapipi` (guaraní) que quiere decir achinado para entender cabalmente un relato regional, en este caso del Chaco.
Fue precisamente el escritor chaqueño Mempo Giardinelli, el encargado de recordar que la idea de armar una antología la tuvo Daniel Filmus -antecesor de Sileoni- y así nació “Leer por Leer” la primera colección que editó más de 600 textos de la literatura universal.
La segunda colección se llamó “Leer la Argentina”, la que puso de manifiesto “una política de Estado” que continúa en el tiempo, destacó Giardinelli.
“Por último, se encaró esta tercer antología para el Bicentenario que implicó un trabajo on line extraordinario destinado a los chicos de todos los niveles”, observó el escritor.
Para Mempo, “los resultados de esta política se empiezan a ver: la sociedad argentina es mucho más lectora que hace diez años atrás”, concluyó.

Publicado el:

miércoles 6 de octubre de 2010

Autor:

  • Nicolás Rochi