Inician en Misiones el proceso de enseñanza integral de educación sexual

El ministro de Educación de la provincia, Luis Jacobo, quien estuvo acompañado por la vicegobernadora Sandra Giménez, además de capacitadores del Ministerio de Educación de la Nación, presentó las estrategias para la puesta en marcha del programa de

El programa de Educación Sexual Integral (ESI) en las escuelas tiene como objetivo que los chicos, de acuerdo a sus edades, aprendan a conocer mejor su cuerpo, respetando la intimidad propia y ajena; mejorar las relaciones interpersonales; asumir valores y actitudes responsables relacionadas con la sexualidad: el amor, la vida, la integridad y la solidaridad; además de conocer y respetar los derechos relacionados con la salud, la identidad, la no discriminación, el buen trato y la información segura y responsable. Este valioso plan fue presentado ayer por el ministro de Educación de la Provincia, Luis Jacobo, quien estuvo en compañía de la Vicegobernadora Sandra Giménez, además de capacitadores del Ministerio de Educación de la Nación.

La presentación formal de las estrategias de puesta en marcha de la educación sexual en las escuelas de la tierra colorada es inminente y para ello desde ayer se realizan capacitaciones entregando material didáctico a los educadores. La metodología de trabajo que se utilizará en Misiones será a través de núcleos donde la escuela funcionará como centros donde convergerán, además de la comunidad educativa en general, las instituciones más importantes de cada región en particular. La meta, sin dudas, es poder generar un quiebre donde se haga posible el proyecto de un país donde la igualdad de derechos sea un hecho concreto.

Desafío posible

Jacobo resaltó la importancia del docente para la implementación de las nuevas estrategias para la educación sexual. “Esto es un proceso progresivo, no es que en un año vamos a tener capacidad de instituir procesos transversales. Nos conformamos con estas primeras llegadas a la escuela” dijo.

Al argumentar la aplicación de la nueva ley de educación sexual en las escuelas, el Ministro explicó que “hay cuestiones elementales que los niños no pueden dejar de conocer, el cuerpo y los hábitos saludables, el cuidado en las relaciones sexuales, el conocimiento sobre el maltrato y el abuso, que ocurren en todos los lugares e inclusive en las escuelas. El embarazo precoz, es un flagelo que hoy se manifiesta en el programa Hambre Cero. Hay una mamá joven, generalmente sin educación, un niño desnutrido y tenemos que hacer un esfuerzo extraordinario en un momento demasiado crítico”.

“A los hijos en las escuelas les vamos a explicar lo que tenemos que explicar y lo que cada comunidad necesita, para hacerlo de una manera más certera de modo que el proceso de ingreso a las escuelas no termine produciendo rechazo por parte de los padres y la comunidad educativa”, agregó.

Ayer María Lía Bargalló y Pablo Martín integrantes del programa nacional de Educación Sexual Integral –ESI-, dependientes del Ministerio de Educación de la Nación, presentaron a los funcionarios y técnicos provinciales, la implementación de la educación sexual en las escuelas.

Los referentes nacionales hablaron sobre la Ley Nacional N° 26.150 de Educación Sexual Integral y los lineamientos curriculares de ESI. Presentaron los materiales didácticos elaborados para el abordaje áulico. En tanto los técnicos provinciales abordaron los puntos centrales de la Ley Provincial Nº 129 (antes Nº 4410) de Educación Sexual Integral y del Decreto Reglamentario Nº 1122, del 3 de agosto de 2010.

Así se remarcó sobre la necesidad de que la escuela promueva conocimientos científicos y socialmente significativos, que ayuden a los chicos y chicas a comprender su proceso de crecimiento, y sentirse acompañados en su desarrollo y el cuidado de la salud. Además que la ley 26.150 de Educación Sexual del 2006 lo establece como un derecho de los chicos y chicas de todas las escuelas del país, privadas o estatales, confesionales o laicas, de nivel inicial, primario y secundario.

Misiones fue pionera

De su lado Sandra Giménez valoró el trabajo que se realizó desde todos los ámbitos intervinientes no sólo de Nación sino de la Provincia y destacó la “oportunidad de producir un quiebre en la historia”. Y recordó a la ex senadora nacional Mercedes Oviedo, quien fue una de las impulsoras del proyecto cuando presidía la comisión de Salud.

Al respecto Oviedo dijo que “había que dictaminar proyecto con media sanción de Diputados. Se trata de diez años de trabajo con mujeres de todos los partidos, salud, procreación responsable y educación en las escuelas. Logramos sacar el proyecto con muchas disidencias y oposiciones. El objetivo era ayudar a través de un programa para hacer prevención, por la no accesibilidad de sectores bajos, de mujeres que no tenían acceso para el cuidado o control del cuerpo, o de mujeres con embarazo ya consumado. Todo un proceso que hay que tener en cuenta, la desnutrición parte de cómo esta el cuerpo de esa mamá. Se trataba de un compromiso moral, ético y de mujer. Hubo mucha resistencia”.

Y recordó que el plan consistía en folletos, educación, sobre qué tipo de métodos preventivos existen, embarazos no deseados, entre otros, y que las provincias debían adherirse para sumarse al plan.

¿Qué aprenden en cada nivel?

En el Jardín: Reconocimiento y expresión de sus sentimientos y emociones. Respeto por las distintas formas de organización familiar. Partes del cuerpo humano y palabras adecuadas para nombrarlas. Gestación y nacimiento. El decir “NO” cuando un contacto físico con otra persona incomoda, confunde o molesta. El pedir ayuda.

En la Primaria: Roles sociales de las mujeres y los varones en la historia. Diferencias biológicas entre varones y mujeres. Mirada integral de la reproducción humana: biológica, afectiva, psicológica y social. Prejuicios y actitudes discriminatorias. Derechos vulnerados como abuso o violencia sexual. Modelos corporales de los medios y de la publicidad.

En la Secundaria: Enfermedades de transmisión sexual. Derechos vulnerados, acoso, abuso y violencia sexual, maltrato, explotación sexual y trata de personas. Métodos anticonceptivos y de regulación de la fecundidad. Primera relación sexual, el decir “NO” frente a la presión de los pares y de los medios. Construcción social e histórica del ideal de belleza corporal. Desarrollo de capacidades para tomar decisiones y fortalecer la autoestima.

Así se establece que la responsabilidad de los adultos es interesarse y participar de momentos de encuentro y diálogo con la escuela para acompañar a los chicos y chicas en su desarrollo integral. También trabajar para acompañar a las chicas embarazadas o madres y chicos padres para que continúen sus estudios, entre otras cosas.

Publicado el:

viernes 12 de noviembre de 2010

Fuente:

  • Misiones Online

Autor:

  • Miguel Noguera